<ACTIVIDADES / DIARIO>

CEREMONIA DE ENTREGA DE LOS PREMIOS PLATERO 2011

Mesa Presidencial formada por (de der. a izqda.) Claudia Bergerie, Isabel García-Gill, Marie Josée de Saint Robert, Alberto Serrano, Begoña Peris y Paulo Cavalleri.
(Foto: F. Guillarón)
Isabel García-Gill en su intervención como portavoz del jurado. (Foto: F. Guillarón)
Marie Josée de Saint Robert, Directora del Servicio Linguístico y de Traducción de la ONU, anunciando las obras ganadoras
(Foto: F. Guillarón)
El Agregado Cultural de la Misión de Argentina, Sr. D. Paulo Cavalleri, transmitiendo las palabras del autor ganador del Premio Finalista modalidad poesía
(Foto: F. Guillarón)
Adriana Mendoza, Encargada de Negocios de la Misión de Colombia, pronunciando unas palabras en nombre del autor del Premio Ganador Poesía (Foto: F. Guillarón)
Jeannette Román, Agregada Cultural de la Misión de Cuba, leyendo un fragmento del poema galardonado "Glosas a mi ciudad"
(Foto: F. Guillarón)
D. Alberto Serrano, pronunciando un discurso, en nombre del autor del Premio Ganador modalidad cuento y de sí mismo, como miembro del Jurado (Foto: F. Guillarón).
El autor del Premio Finalista en modalidad cuento, D. Domingo Herráiz Amores
(Foto: F. Guillarón)
Ximena Verdugo, representando al ganador del premio Mención Honorífica Cuento "La Promesa"
(Foto: F. Guillarón)

La ceremonia de entrega de los Premios Platero 2011 tuvo lugar el día 28 de septiembre en la Sala XII del Palacio de las Naciones en Ginebra bajo el patrocinio de la Misión de España ante las Naciones Unidas y los Organismos Internacionales.

El acto se inició con la intervención de la Directora de los Servicios Lingüísticos y de Traducción de las Naciones Unidas en Ginebra, Marie Josée de Saint Robert, quien pronunció unas palabras de bienvenida, resaltó la internacionalidad del Premio Platero, refrendada por la gran cantidad de trabajos recibidos procedentes de diversos países, y elogió la labor del Club del Libro en la promoción del idioma español y de su cultura.

A continuación la Presidenta del Club del Libro y Coordinadora del Premio Platero, Begoña Peris, habló sobre los pormenores de la Edición 2011, en la que se han recibido 1200 obras, provenientes de 16 países distintos, finalizando con la lectura del Acta del premio y cediendo la palabra a la portavoz del Jurado. “Discurso de Doña Begoña Peris”

Isabel García-Gill en su intervención como portavoz del jurado dijo: “A pesar de que la lectura es un placer para todos nosotros, el leer se convierte en una responsabilidad muy grande cuando se trata de evaluar lo que otras personas han redactado con todo su amor y convicción.

En realidad la tarea del jurado es comparable a la de un juez, de la misma manera, hemos intentado trabajar honradamente, evitando cualquier subjetividad o decisión prematura.

A lo largo de nuestros encuentros de evaluación el jurado ha procurado compartir impresiones pero también extraer de cada escrito todos los elementos que le conceden su valor literario.

El jurado tuvo en cuenta el valor “universal” de los temas abordados, el estilo y el uso de la lengua. El hecho de recibir escritos de todos los países de habla hispana nos permitió viajar a algunas regiones remotas por medio de nuestras lecturas. Cuando nosotros leíamos los cuentos o poemas no teníamos ninguna idea de quien los había escrito, ni de donde procedían sus autores o por qué los habían escrito. Pero a través de las lecturas y de nuestras charlas nos fuimos acercando a diversos tipos de sensibilidad, de problemáticas y de lenguaje.

Creo que los miembros del jurado hemos descubierto auténticas perlas y apreciado la gran variedad de temáticas y estilos. Nos ha sorprendido, por ejemplo, la crudeza y el erotismo de algunos escritos pero hemos apreciado la sinceridad con la que todos los textos han sido redactados y presentados por sus autores.

Para elegir los ganadores, además del bagaje mencionado, el jurado ha tomado en consideración todos los factores posibles: tema, estilo, equilibrio, ritmo, calidad descriptiva, interés, originalidad, transmisión de sentimientos, etc. Con esa perspectiva se han puntuado las obras recibidas. De la obra poética debo manifestar nuestra sorpresa por la cantidad y la calidad de los poemas presentados, que han supuesto más de la mitad de los trabajos recibidos. Su calificación ha sido delicada.

La poesía es sentida por muchos como un género difícil, muy subjetivo y a veces hasta hermético. Sin embargo, la poesía está constantemente presente en nuestra vida, aunque no seamos conscientes de ello.

Como género literario, la poesía es el más libre a pesar de las pautas muy estrictas del estilo clásico. En la mayoría de los ejemplos que hemos recibido para esta edición del Premio Platero, las rimas eran libres o se trataba de poemas en prosa.

El talento de un verdadero poeta es el de un creador de imágenes y de expresividad, que esculpe la materia prima de las emociones y la esencia misma de la vida. La poesía sugiere y conmueve, expresa lo más espiritual del ser y en ello se puede comparar con la filosofía o la música clásica.

Sobre las obras premiadas comentó: Del relato ganador, titulado “El Indiano”, escrito por Don Pedro Sánchez Sanz, apreciamos su ambientación histórica, la riqueza de sus descripciones, la firmeza del estilo y el ritmo de las aventuras de su protagonista así como la expresión tan justa de sus sentimientos. Con la capacidad descriptiva del autor, el lector vive paso a paso la vida de un joven gallego que parte a las Américas huyendo de una historia de amor y llega en 1595 a otro mundo, el Nuevo Mundo. Ya hecho un hombre, el protagonista acaba por regresar a su tierra natal y con una escalada de suspense su historia, que incluye ternura, amistad, amor, y violencia, acaba como una leyenda trágica.

Del primer relato finalista, titulado “El hecho desacostumbrado de ser feliz”, escrito por D. Domingo Herráiz Amores valoramos el planteamiento del tema, de la fantasía, de la imaginación y de las barreras generacionales. El niño protagonista del relato sufre de que su madre lo haya dejado en casa de una “abuela ye-ye” muy bien personificada, con sus vaqueros emendados y sus tartas ecológicas. La descripción de los sentimientos del niño que se siente abandonado, incomprendido y solo, es estupenda. También los detalles sobre la casa de la abuela, el ambiente un poco misterioso, la música clásica o de los años 70 que impregnan la vida del lugar nos llevan al corazón de chico. La curiosidad y admiración que comparten abuela y nieto por un escritor supuestamente refugiado en esa casa intrigan al lector. Hasta el final no se sabe si el amigo imaginario es fruto de la fantasea de la abuela y del protagonista o si existe de verdad.

El otro cuento finalista titulado “La Manta rasgada”, de D. Joaquín Moya Latorre, nos pareció muy bien escrito. Constituye un bonito homenaje a la historia reciente de España y a su impacto en los lazos de una familia del campo emigrada a la ciudad. El costumbrismo de este texto, mezclado con la nostalgia y una bella historia de amor, le dan un valor universal a la historia de este joven moderno que vuelve al pueblo de sus abuelos, en la provincia de Cuenca.

En la Mención Honorífica, titulada “La Promesa”, de D. Emilio Kuzari, descubrimos un cuento lleno de humor, lágrimas y tango. Se trata de un negocio montado por dos hermanos en torno a la muerte, que montan una empresa comercial de lloronas o plañideras como una “trup” de teatro. El paralelo entre el mundo del teatro y el de los funerales está sumamente bien explotado por el autor. Describe a los empresarios como unos artistas, bailarines de tango o actores de reparto. Cuando un día uno de los dos hermanos se enferma gravemente, le hace prometer al otro que el día de su muerte no dejará entrar “a la chusma ni a las lloronas al velorio”. Un relato tierno, cómico y casi surrealista, al modo del espíritu argentino lleno de fantasía y picaresca.

El poema ganador, titulado “El viaje de regreso” escrito por D. Larry Guillermo Mejía, reúne una de las principales condiciones de la poesía: la libre expresión de su autor. El poeta demuestra tener una gran sensibilidad por las palabras y una gran erudición. Expresa con arte y con ritmo, imagen y sentido lo que todos los desarraigados sentimos al recorrer el mundo: admiración por la cultura o las culturas. A pesar de la falta de puntuación y de métrica, el poema nos pasea por lugares de ensueño: Noruega, los Cárpatos, Grecia, el Caribe, Zimbabwe, Extremadura, el Nilo, el Mar Rojo, que evocan cada uno colores, perfumes y tradiciones y nos abren la puerta de diversas culturas.

El poema finalista, titulado “Escrito en el Fuego-Melquiades” de D. Luis Eduardo Foa, agrupa diez poesías en las que nos describe su visión de la nostalgia, el alma humana, el amor, la angustia, el otoño, y otros aspectos de la vida. En ellas ha expresado una visión de la realidad de la existencia, combinando palabras e ideas con gran belleza y contenido. Ha sabido manipular el lenguaje, marcando una estela de sentimientos e ideas poéticas.

En cuanto a la Mención Honorífica de la modalidad Poesía, titulada “Glosas a mi ciudad”, de Dª. Beatriz Celina Gutiérrez Gómez, se podría describir como una oda a la capital cubana: La Habana. A lo largo de más de 40 estrofas, la autora describe su amor, su arraigo y su simbiosis con la ciudad de la Habana. La poetisa habla de su ciudad como de una persona muy cercana, conocida por su aspecto físico, su psicología y su alma. Para los que conocemos esa linda ciudad, patrimonio de la humanidad, el poema nos devuelve al malecón, al casco viejo, a la catedral, al calor, a la humedad de su bahía y la sensualidad de sus gentes y sus músicas.

La ceremonia prosiguió con la entrega de los Premios realizada por Marie Josée de Saint Robert. El Premio Ganador modalidad cuento, en nombre de su autor D. Pedro Sánchez Sanz, lo recogió D. Alberto Serrano, miembro del jurado, quien nos habló sobre su labor como jurado: “Mi profunda gratitud a todos los participantes, quiero decirles que disfrutamos mucho y nos enriquecimos espiritualmente, con la lectura de los trabajos, quiero expresarles mi admiración y alentarles a seguir escribiendo. Lo hemos escuchado y mencionado muchas veces, que la labor del jurado no es una tarea simple, por la exigencia que tiene calificar una creación literaria, y es aún más complicado calificar el mejor cuento y la mejor poesía de los de más de 1000 trabajos recibidos. En este sentido, creo expresar también la opinión de mis colegas, que hemos puesto todo nuestro conocimiento y esfuerzo para elegir, el que a nuestro criterio, es el mejor.

A continuación leyó las palabras enviadas por el autor del cuento ganador del concurso, Don Pedro Sánchez Sanz, de España. “Discurso de Pedro Sánchez”. Procediendo posteriormente a la lectura de diversos párrafos del cuento “El Indiano” intercalando entre ellos sus opiniones: La obra El Indiano es un excelente e interesante trabajo literario, un relato en 3 partes de una historia de ida y vuelta, como lo menciona el autor en su mensaje. Un chico huye de un entorno incierto hacia las promesas del nuevo mundo en el siglo XVI y vuelve decepcionado e indiferente a su aldea natal en España.

Ya en el segundo párrafo..., cuando relata las causas de su huida, el autor impone un interesante ritmo a la historia, expresa con un buen nivel descriptivo, la elección cuidadosa de las palabras y la construcción de las frases para transmitir sus sensaciones”. De nuevo me pregunto... Este es el estilo que el autor utiliza en todo su relato, y el ritmo no decae por el contrario, se acelera en la 2ª parte donde nos dice: Al bajar del barco… Y luego agrega mayor profundidad cuando relata las escenas desgarradoras y las reflexiones que abonaron su decepción y el deseo de regresar. Desde la llegada…./ Poco después….

Con el mismo cuidado y calidad, el autor nos pinta la crudeza de la realidad del protagonista cuando regresa a su aldea natal. El hombre que volvió….

Hasta aquí lo que yo puedo decir. Espero que disfruten de todo el relato y de su sorprendente final, que en palabras del autor, inspiró la historia.

El Premio Finalista en modalidad cuento “El desacostumbrado hecho de ser feliz” fue recogido por el propio galardonado D. Domingo Herráiz Amores, de nacionalidad española, quien pronunció unas palabras y leyó unos párrafos del cuento. “Discurso de Herráiz Amores”

El otro Premio Finalista “La Manta rasgada” lo recogió, por deseo expreso de su autor, Joaquín Moya Latorre, español, Begoña Peris Presidenta del Club del libro quien leyó una parte del cuento. “Discurso de Joaquín Moya”

El Premio Mención Honorífica fue recogido, en nombre de Emiliano Kuzari, argentino residente en Chile, por la Agregada Cultural de la Misión de Chile ante las Naciones Unidas y los Organismos Internacionales Sra. Dª Ximena Verdugo quien leyó las palabras enviadas por el autor y unos párrafos de su cuento “La Promesa”. “Discurso de Emiliano Kuzari”

El Premio Ganador en modalidad Poesía “El Viaje de regreso” lo recogió en nombre del galardonado, D. Larry Guillermo Mejía, colombiano, la Encargada de Negocios” de la Misión de Colombia ante la ONU y los organismos Internacionales la Sra. Dª Adriana Mendoza quien pronunció unas palabras de agradecimiento y leyó una parte del poema ganador. “Discurso de Larry Guillermo Mejía”

El Premio Finalista “Escrito en el Fuego” de Luis Eduardo Foá, argentino, fue recogido por el Agregado Cultural de la Misión de Argentina ante la ONU y los Organismos Internacionales, Sr. D. Paulo Cavalleri, quien nos transmitió las palabras enviadas por el autor y leyó unas estrofas del poema premiado. “Discurso de Luis Eduardo Foá”

El Premio Mención Honorífica “Glosas a mi ciudad” de Dª Beatriz Celina Gutiérrez Gómez fue recogido en nombre de la autora por la Sra. Dª Jeannette Román, Agregada Cultural de la Misión de Cuba ante la ONU y la Organizaciones Internacionales, quien pronunció unas palabras de agradecimiento y leyó unas estrofas del poema galardonado.

El acto lo cerró Begoña Peris quien cesa como coordinadora del Premio Platero después de 7 años en esta labor. En la próxima edición la Coordinadora será Purificación de Capel.

Pueden encontrar mas información sobre la ceremonia de entrega de los Premios Platero 2011 en: http://www.swisslatin.ch/cultura-1125.htm

Miembros del Jurado, del Club del Libro y del Cuerpo Diplomático pertenecientes a los países de origen de los ganadores y en el centro el autor del Premio Finalista en modalidad cuento acompañado por su esposa (Foto: F. Guillarón)
Página principal de actividades