<ACTIVIDADES / DIARIO>

PRESENTACIÓN DEL LIBRO ¿QUÉ ES LO QUE NOS HACE HUMANOS?, DEL DOCTOR JEAN LOUIS LAMBORAY

Vista de la sala y del público asistente a la presentación del libro.
----------------------------------------------------------------
Los asistentes al acto.
----------------------------------------------------------------
El Dr. Jean Louis Lamboray durante su intervención.
----------------------------------------------------------------
Vista de la sala XXV del Palacio de las Naciones durante la presentación del libro "Qué es lo que nos hace humanos?.
----------------------------------------------------------------
El público asistente escuchando el discurso del Dr. Lamboray.
----------------------------------------------------------------
El Dr. Lamboray firmando ejemplares de su libro a los asistentes al acto.
----------------------------------------------------------------

Con motivo de la celebración del Día Internacional contra el Sida, el 1 de diciembre, el Club del Libro en Español presentó el miércoles 26 de noviembre, en la Sala XXV del Palacio de las Naciones, el libro “¿Qué es lo que nos hace humanos?”, del Dr. Jean Louis Lamboray.

El acto se inició con unas palabras de bienvenida de la Presidenta del Club del Libro, Begoña Peris, quien agradeció a Dolores Rey, miembro de la ONG Constelación, todo el esfuerzo y toda la energía desplegada para que la presentación del libro se pudiera realizar.

A continuación, María José Vázquez, traductora del libro ¿Qué nos hace humanos? al español, tomó la palabra diciendo que para explicar por qué había efectuado la traducción del libro, pensaba que lo mejor era presentar su propia experiencia personal; en el año 1995, coincidiendo con los 20 años del descubrimiento del VIH, me vi infectada por el virus, me dieron un año de vida y en ese momento mi existencia cambió totalmente. Empecé a trabajar y a implicarme en este tema, sobre todo en la vulnerabilidad de la mujeres frente al sida, porque me interesaba y me afectaba directamente. A medida que aumentaban mis conocimientos y avanzaba mi implicación, me di cuenta que existía muy buena voluntad pero que los resultados eran muy escasos.

En diciembre de 2003 nos invitan a una reunión sobre el sida en Lyon, en la que se hablaba de lo local frente a lo global, de los que saben y los que no saben, y encontré lo que estaba buscando. Hablaban un lenguaje que yo entendía, un lenguaje de fortaleza, el lenguaje de los que tenían el problema, de los que tenían algo que decir, de los humildes, era el germen de competencia comunitaria ante el sida, que es una actitud ante la vida y que luego sería la Constelación.

Nos dimos cuenta que teníamos que transmitir nuestra experiencia y para ello se necesitaba la narrativa. Este libro ¿Qué nos hace humanos? nos permite explicar el proceso que nosotros hemos vivido a través de las personas, de sus historias; creemos que es fundamental compartir estos conocimientos y nada mejor que hacerlo en la lengua madre de las personas con las que queremos comunicarlos. Este es el motivo por el cual el libro ¿Qué nos hace humanos? originalmente escrito en francés se ha traducido a otros idiomas.

Seguidamente Jean-Louis Lamboray inició su intervención diciendo que el sentimiento que le habitaba en ese momento era un sentimiento de gratitud hacia todas esas personas cuyas historias le habían permitido escribir el libro, sentimiento que extendía a las personas que se encontraban en la sala.

Una de las conclusiones a las que he llegado después de toda la experiencia adquirida durante estos años es la necesidad de confiar en los demás, todo grupo humano tiene en esencia, en sí mismo, la fortaleza necesaria para realizar sus sueños y progresar en la obtención de los mismos.

Mi trayectoria profesional en el campo del VIH comienza en el Congo donde estuve 14 años, posteriormente 8 años en Washington en el Banco Mundial, luego ONUSIDA en Ginebra y finalmente Bangkok, donde fui para implantar ONUSIDA en Asia.

Durante mi estancia en Tailandia pedí un año sabático y me instalé en un pequeño pueblo en el norte, donde compré una casa por 100 dólares, era muy barata porque los aldeanos decían que estaba hechizada, ya que su propietario se había suicidado por estar enfermo de sida. No dejaban que nadie la comprara, a mí me dejaron porque los blancos no tienen miedo de los espíritus y por eso podía vivir en la casa sin ningún riesgo.

En Tailandia, en junio de 1992, el 20% de los jóvenes eran portadores del VIH, en 1996-1997 el porcentaje desciende al 8%, para reducirse a 0% en 2000. Ante estos resultados les pedí que reflexionaran sobre qué habían hecho para obtenerlos, de forma que pudiéramos explicárselo a otras comunidades para que pudieran aplicarlos. Me dijeron que habían actuado como si se tratara de la varicela, privilegiando la información a la población, y en segundo término, y no precisamente el más importante , obteniendo el dinero necesario para preservativos, vacunas.

La batalla contra el sida no se gana en las oficinas ministeriales, ni en las grandes instituciones internacionales, sino en los dormitorios. El sida retrocede gracias a las soluciones concebidas por las comunidades locales, los enfermos y sus familias, el resultado de esta vacuna social, es espectacular.

Los tailandeses, cuando se dieron cuenta de la amplitud del problema, hablaban, discutían para poder actuar juntos, es decir hubo una estimulación de la conversación por la reflexión y la acción, además de considerar a las personas que vivían con el VIH como personales normales, lo que resultó un factor determinante.

El aumento de la información y la educación en los colegios, la insistencia sobre la necesidad de la utilización del preservativo, todo ello repercutió en la comunidad produciendo una disminución de los servicios sexuales y una reducción de los burdeles de 70 a 7. Recapitulando, se puede decir que el éxito se debe especialmente a que ciertas personas han concentrado sus esfuerzos en lo que podían hacer, en lo que era posible, en lugar de focalizarse en lo imposible.

En Uganda, país que empleó la estrategia de la información en la lucha contra el sida, la enfermedad sufrió un enorme retroceso, contrariamente a lo sucedido en Kenia, país que optó por el silencio más completo y donde el VIH se extendió enormemente.

Podemos concluir que la estimulación de la acción local es fundamental para luchar contra esta epidemia en todos los frentes, incluyendo los que no requieren la utilización de ningún objeto, sea este preservativo, test, medicamento, etc.

En 2004, en el Congreso Internacional de Lucha contra el Sida, en el que intervinieron 14.000 delegados, se mostró la experiencia Thai , pero los políticos no escuchan , adhieren, pero no se mueven, de forma que pidieron más fondos para programas de prevención de la enfermedad y más drogas baratas contra el sida, en resumen “dinero” y más “dinero”.

El Dr. Lamboray hizo hincapié en la importancia primordial, que tiene la circulación de la información para el éxito de las labores desarrolladas en materia de prevención, y consideró a los retrovirales como esenciales para las comunidades que los necesitan para no morir.

También dijo que con su libro había querido comunicar al lector que la inteligencia existe y que su importancia crece si es compartida, es decir si la información se comunica.

Jean-Louis Lamboray continuó diciendo que desde el momento en que nos situamos en el plano humano, el respeto hacia el otro y el dejar de lado la negatividad, no se puede hacer más que avanzar. Poco a poco nos unimos en torno a un enfoque común, cuya esencia es la apreciación de sus propias fuerzas y las de los demás. A este enfoque le llamamos “el desarrollo de las competencias comunitarias para la vida”.

El plan de actuación de la Constelación el SALT consiste en sostener, estimular, actuar, apreciar, conectar, aprender, transformar, transferir y privilegiar al equipo.

“¿Qué es lo que nos hace humanos?” surge de la necesidad de relatar la historia de una evolución en la forma de afrontar problemas tales como el sida. Se trata de un cambio de perspectiva, otra manera de enfocar las cosas, implica un avance que se encuentra al alcance de todos y que ha ido calando en la vida de miles de personas de todo el mundo, emigrantes, personas que piden asilo, conductores de camión, prostitutas, enfermeras, agricultores, habitantes de barrios pobres…etc. Este método consiste básicamente en escuchar y confiar en los habitantes del planeta y no en decirles lo que tienen que hacer. Es una invitación a derribar las barreras que separan a los expertos de los supuestos ignorantes, a los dirigentes de los hipotéticos dirigidos, proponiendo que todos por igual afirmen sus opiniones y su visión del futuro para poder avanzar unidos. Descubre igualmente que cara a las poblaciones analfabetas e incultas, que tienen un miedo visceral al hombre blanco, si se quiere que el mensaje que queremos transmitir sea aceptado hay que comportarse como los habitantes locales y no como un especialista exterior.

Este libro trata de dar otra respuesta a la pregunta: ¿Puede ganarse la batalla contra el sida? Desde hace más de 15 años, la mayor parte de las soluciones utilizadas para vencer esta enfermedad han estado desconectadas de la realidad vivida por las poblaciones y países que sufren esta plaga, lo que ha significado que a pesar de todo el dinero invertido y de la logística humanitaria desplegada para acabar con el problema, el sida continúe haciendo estragos.

¿Qué es lo que nos hace humanos? relata, a través de anécdotas y de experiencias de vida, cómo más de un millón de personas en Tailandia, Uganda, Congo, Filipinas, India, Brasil, Bélgica, entre otros países, se movilizan retomando el control de su propio destino para hacer frente a problemas tan importantes como la epidemia del VIH, el paludismo, y a crisis sociales como la violencia doméstica o la exclusión social.

Se trata de un libro corto de pocas páginas, 150, la sintaxis y el estilo no denotan una voluntad literaria sino una preocupación de acercar al lector el testimonio de los actores que han conducido a la redacción de la obra.

Jean-Louis Lamboray, nace en Lovaina, Bélgica, hace 67años. Es médico de familia, realizó sus estudios, especializándose en salud pública en la Universidad Católica de Lovaina (UCL), posteriormente hizo un master en la Universidad Johns Hopkins , de Baltimore. Ha trabajado durante 13 años en la concepción y puesta en marcha de los servicios de salud pública del Zaire. Ha sido consejero de salud del Banco Mundial en Washington. Ha participado en las negociaciones que culminaron en la creación de ONUSIDA, programa al que ha participado de 1995 a 2004.

Es cofundador de la ONG Constelación, asociación sin ánimo de lucro cuyo objetivo, es trabajar para facilitar la respuesta local a los problemas de la lucha contra el sida.

María José Vázquez, ciudadana española y del mundo, ha vivido en Barcelona la mayor parte de su vida y ha hecho del lenguaje una de sus habilidades disfrutando de la traducción (principalmente del inglés) y la edición de textos médicos.

Tras ser diagnosticada de VIH en 1995, se formó como conceller y facilitadora de grupos de pares para centrarse a continuación en el activismo comunitario esperando encontrar respuesta a la crisis individual y comunitaria que suponía, y aún supone, el VIH, poniendo un énfasis especial en la desigualdad de género como factor de vulnerabilidad ante la infección.

Es miembro de la Comunidad Internacional de Mujeres viviendo con VIH (ICW), de la que ha sido presidenta (2005-2007) y a la que ha representado en foros internacionales en numerosas ocasiones. Ha formado parte del grupo fundador de ATHENA Network y colabora como consultora externa de Salamander Trust en asuntos relacionados con la salud y los derechos sexuales y reproductivos en el VIH. Desde 2007 colabora gustosamente con la Constelación y forma parte de su equipo de soporte.

Si desean comprar el libro ¿Qué nos hace humanos? en español, se encuentra disponible, únicamente en formato PDF o Kindle, y pueden conseguirlo a través de Paypal a la Constelación, por un importe de 5€ citando como referencia de su orden de pago Spanish book y la dirección de e-mail donde desean recibir el libro.

Si lo prefieren en francés o desean cualquier información en relación a la “Constelación” pueden hacerlo dirigiéndose a www.queesloquenoshacehumanos.com o bien poniéndose en contacto con Dolores Rey: loli@comunitylifecompetence.org

Página principal de actividades